Plantas

6 Nov 2014

¡Fúngico!

Siguiendo con el otoñal tema de la recolección de setas, os presentamos la clasificación de los hongos que nos rodean con ejemplos deliciosos, venenosos y pintorescos.

Como ya dijimos en Espores en el último artículo dedicado a los hongos titulado Solo como un hongo, pasar un día en la montaña con los amigos y en busca de la seta es un pasatiempo muy sano si respetamos las normas y nos comportamos debidamente para garantizar la continuidad del bosque.

 

1.1

Imagen de FlickR

 

Os sonará aquello de que los hongos son estudiados por la botánica por una cuestión de tradición. Quizás unos siglos antes el requisito para ser objeto de estudio de un botánico fuera no moverse del sitio, como una planta o un hongo. Hoy en día el conocido Reino de los Hongos ha sido incluido al Dominio Eukarya, junto con los animales y las plantas. Una reorganización que aún no aparece en los libros de texto de los institutos a pesar de estar más que establecida.

 

Clasifiquémoslos
Las setas que vamos a clasificar son de la clase de los basidiomicetos, los que encontramos en la montaña y de los cuales preparamos recetas deliciosas. Cuatro son los grupos que trataremos con un aséptico orden alfabético: afiloforados, agaricales, boletales y rusulares. Pero no os decimos los nombres para quedejéis de leer, no tenemos alternativa, hay que denominarlos como es debido, eso sí, los hongos que encontraréis por las montañas valencianas pertenecen a alguno de estos grupos. Para ponerlo fácil.

Clavariadelphus truncatus family

Clavariadelphus truncatus. Imagen de Wikipedia

 

El primer grupo está integrado por ejemplares lignícola imputrescibles, de himenio liso con poro y agujas, algunos de los cuales son comestibles. A este grupo pertenecen hongos que tienen forma coralina como los del género Ramaria, más conocidos como pie de rata. Un hongo muy dulce que se usa en recetas de postres denominado Clavariadelphus truncatus.

 

El segundo grupo de hongos que hemos de conocer para ser buenos recolectores son los agaricales, grupo que incluye a los hongos más tóxicos y peligrosos. Una característica para identificarlos es la presencia de escamas en la parte superior del sombrero de la seta. El género Amanita contiene muscarina, un alcaloide extremadamente tóxico. Sus efectos hicieron viajar a Alicia por el País de las Maravillas.

amanita

Imagen de FlickR

 

A pesar de que las escamas son un buen indicador de peligro y un identificador, a veces, si las lluvias son fuertes, desaparecen. En este caso, no hay que olerlas, puesto que desprenden un fuerte aroma a tinta. Pero mejor, dejamos para los expertos estas pruebas.

 

El nombre más bondadoso de la clasificación que nos ocupa es lo del siguiente grupo, los boletales, conectados con micorrizas a los pinos y otras coníferas. ¿Cómo sabemos qué es un boletal? La cutícula que cubre la seta es seca y se separa con dificultad, el pie es gordo en su base y cubierto por un retículo. Si, indiscretamente, miramos por debajo del sombrero veremos poros y tubos en vez de láminas.

 

Lactarius sanguifluus
Lactarius sanguifluus. Imagen de www.fichasmicologicas.com

 

Para saber si un hongo pertenece al grupo de las rúsulas tendremos que romper un fragmento del pie para comprobar que la fractura es limpia. Dentro de este grupo podremos encontrar algunos ejemplares en losque, al romper el pie, liberarán látex de color naranja. Russula delica es un ejemplar curioso por su sabor picante. Y el más codiciado de todos, Lactarius sanguifluus, que al cortarlo da un color vino inmutable.

 

Hemos intentado describir laxamente los grupos de hongo que podréis encontrar en vuestras escapadas. Por supuesto, cuanto más informados estéis mejor, por eso, os recordamos que en Valencia hay una Sociedad Micológica Valenciana que os ayudará a entenderlo todo mucho mejor. Haz clic aquí para acceder a la página web.

4

Cuesco de lobo liberando esporas. Imagen de FlickR

 

Pero si eres de los que se queda en casa y a quien le toca cocinarlos, te recomendamos la página web de la Asociación cultural «Baxauri» Kultur Elkartea. Mikologia. Bajauri junto con la Cofradía Vasca de Gastronomía donde encontrarás información por especies a nivel tanto gastronómico como micológico.

 

Alguna etiqueta te tienes que ganar si te dedicas a los hongos: si los estudias eras micólogo, si los comes eras micófago y si te gustan eras micófilo. ¿Cuál eliges?

 

Créditos:  
Imagen de cabecera de FlickR

 

Más artículos sobre hongos:
Sol com un fongs
És temps de bolets… paraula de mòbil! 

Etiquetas
Revista de divulgación científica del Jardí Botànic de la Universitat de València.
Revista de divulgación científica del Jardín Botánico de la Universidad de Valencia

Send this to a friend