Nacieron en los años sesenta en las zonas más desiertas del planeta como el inmenso Desierto del Neguév (Israel) o las abruptas dunas de Atacama (Chile). Hoy en día se usan en Guatemala, Ecuador, Nepal, gran parte de África y en el archipiélago canario. ¿Su objetivo? Que ninguna gota de agua de niebla se les escape.

Publicado en Investigación

A pesar de ser terrenos áridos y no fértiles a priori, los desiertos también pueden convertirse en nuevas tierras para el cultivo, y su aprovechamiento agrícola eficiente es una de las opciones más claras de la agricultura sostenible. Sólo hay que saber cómo hacerlo.

Publicado en Agricultura

Las lithops son una de les plantes más extrañas que existen, se camuflan en la tierra como si fueran piedras, convirtiéndose en un ejemplo de adaptación a las duras condiciones de vida de las zonas desérticas.

Publicado en Plantas