LOS GATOS DEL BOTÁNICO

Los gatos hacen del Botánico un Jardín más hogareño y lleno de vida pero no todo el monte es orégano, los felinos sufren muchos inconvenientes que el Botánico, junto con el Grupo de Voluntarios de los Gatos del Jardín gestiona día a día. ¿Qué puedes hacer tú? No lo abandones, ¡adopta uno!

Pasear por el Botánico y escuchar maullidos, acariciar a los gatos o sentirte observado por uno mientras te comes el bocadillo es nuestro día a día. Sí, en nuestro Jardín hay gatos y no es baladí porque detrás de cada miau hay una historia de abandono que gracias al Grupo de Voluntarios de los Gatos del Jardín no termina en tragedia.

 

12039779 910441295693204 8476610610537456447 n

Scary no se adaptó bien a la famila adoptiva y tuvo que volver al Jardín

 

Y es que fue en 2009 cuando el Botánico, junto con la asociación de voluntarios, llegaron a este acuerdo en cuanto a la gestión de los felinos. Hoy día, la convivencia entre plantas, jardineros, visitantes y gatos ha alcanzado un equilibrio satisfactorio pero siempre se puede hacer más. Hoy, os explicamos cómo nació esta iniciativa, cómo puedes colaborar y te presentamos algunos de los felinos más emblemáticos.

 

No lo abandones, ¡adopta uno!

Este eslogan resume muy bien la esencia del proyecto. Y es que hasta 2009 el Jardín se había convertido en un lugar de abandono de los felinos, quizá porque sus familias, por unas razones u otras, pensaban que el Botánico era un lugar idóneo para dejarlos, sin pensar que, en numerosas ocasiones los gatos salen del Jardín y sufren peligro de atropello en las calles adyacentes.

Campanya web

Imagen de la campaña No lo abandones, ¡adopta uno! Haz clic en la imagen para acceder a toda la información

 

Enfermedades, poblaciones descontroladas, hambre... Sin ninguna atención, los gatos sufrían unas condiciones poco deseadas pero el tratamiento y el control poblacional tienen un coste. Así, ante esta situación, nació el Grupo de Voluntarios de los Gatos del Jardín que hoy en día gestiona las necesidades de los felinos.

 

mercadet gats

Con el beneficio de estos mercadillos podemos pagar el tratamiento veterinario

 

Puedes seguir los movimientos de la asociación a través de su Facebook y de Twitter (@gatsbotanic) e informarte de una forma más cercana. Quizás te animes y colabores asistiendo a las diferentes actividades como los monólogos, conciertos o mercadillos, o bien estás pensando en tener un gato y en quiere adoptar uno!

 

La convivencia

Es inevitable que los gatos afectan los trabajos de jardinería y algunas que plantas que, no debemos olvidar que son las piezas de un museo vivo como es el Botánico y con las que se investiga. Y por esta misma razón es muy importante que la colonia de gatos mantenga un máximos poblacionales que permiten la convivencia.

 

12039410 911386455598688 7503818381003527647 n

Visita al veterinario en la Clínica Veterinaria Parque Central de Benetússer

 

Pero esta coexistencia tan satisfactoria es posible gracias a los voluntarios que trabajan cada día para mantener sanos los felinos y a todas las personas que han optado por el Jardín como el lugar donde adoptar un miembro más de su familia. Un vez el gato ha encontrado su compañero humano, éste, amablemente, envía fotos por las redes sociales para que podamos seguirle la pista.

 

Algunos gatos hace tanto tiempo que viven en el Jardín que se han convertido los líderes de la colonia; así tenemos a Yuri. O el más viejo, que le dicen Scaramouche. Una vez adoptado, la asociación hace un seguimiento para garantizar que el gato recibe los cuidados adecuados.

 

Los pilares fundamentales del proyecto

El primer objetivo de esta colaboración es divulgar y comunicar la idea de que el Jardín es un espacio idóneo para los felinos porque, aparte de sufrir atropellos en las calles alrededores, que transitan a menudo, los gatos que son abandonados no suelen integrarse con éxito en la colonia ya establecida en el Jardín.


 ING 18990 01236

La ley pena con 18.000 euros el abandono de animales de compañía

 

Por ello, hay que erradicar la idea de abandono. Además, la ley pena con 18.000 euros este comportamiento. Y recuerda que los felinos son animales de compañía y es exactamente eso lo que necesitan. Si no te puedes permitir adoptar un gato siempre puedes visitar los que viven con nosotros pero deberás saber que, por mucha careta de hambre que lo ponen, el Grupo de Voluntarios sigue un calendario estricto y un seguimiento riguroso de la alimentación de cada felino , así que ¡no les des de comer!

 

Pero sin lugar a dudas, el mejor para el bienestar de estos animales es la adopción. Si quieres adoptar un gato o conoces a alguien que se lo esté pensando, sólo tienes que contactar con el grupo de voluntarios a través del correo electrónico (Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.) o por teléfono (652660346). Y recuerda, no lo abandones, ¡adopta uno!

Revista Espores. La veu del Botànic

Redacción de Espores, la veu del Botànic

Revista de divulgación científica del Jardín Botánico de la Universidad de Valencia