El artístico Marjal dels Moros

Marjal dels Moros (Sagunt) Marjal dels Moros (Sagunt) J. Miguel Sala (Flickr)

Os contábamos en el artículo ¡Arte en la Marjal dels Moros! un proyecto que relaciona arte, educación y la degradación de los espacios naturales, concretamente de humedales. En esta segunda entrega os presentamos en profundidad el proceso que se ha seguido, los recursos empleados y algunos de los resultados, entre ellos la propuesta de un mural artístico divulgativo al tiempo que reivindicativo.

Cómo avanzamos en la primera parte del artículo, los espacios húmedos valencianos son reconocidos en muchos municipios litorales no como centros de biodiversidad autóctona, sino como cañizares atestados de suciedad, mosquitos y malas hierbas. Efectivamente, los marjales, cordones dunares o saladares sufren un abandono, un olvido por parte de la opinión pública a dispensas de la gestión municipal. Pocos conocen el papel de estos ambientes en las delicadas franjas litorales y cómo no, la potencia de un turismo verde. Mediante el saguntino Marjal dels Moros, conoceremos más aspectos de la experiencia Germinando tu Creatividad, una nueva propuesta de aprendizaje-servicio (ApS), de medio ambiente, ¡trasladado a Espores!

 

Cronograma del proyecto, ¿cómo ha sido el camino hasta aquí?

Todo empezó allá por el otoño de 2016, después de un curso presencial de aprendizaje-servicio, cuando elaboramos los borradores de candidaturas a ser presentadas en la histórica Casa Verda en el casco antiguo de València (sede central de Acción Ecologista Agró). Germinando tu Creatividad fue la propuesta de trabajo mejor valorada por el comité permanente y se eligió la sede comarcal de l'Horta Nord, en la localidad de Puçol. Allí se llevaron a cabo reuniones de trabajo y visitas guiadas para examinar el estado de los parajes naturales y los aularios de la entidad. Ya a finales del invierno de 2017 y con motivo de la semana de los humedales, hicimos una serie de tareas alrededor de las jornadas de Germinando tu Creatividad: carta de presentación del proyecto al resto de sedes comarcales, invitación y nota de prensa de las actividades mediante las redes sociales de la entidad y el Ayuntamiento, y redacción de crónicas resumen de la actividad en la página web de la entidad.

foto 2.2 aula natura
Primera visita de trabajo al aula Natura de La Costera de Puçol (enero de 2017). / Jose Aparici

Foto 2.2. marjal

Excursión a la Marjal delsMoros, guiada por expertos de Agró-Huerta Norte (enero de 2017). / AE-Agró.

 

Después de los periodos de planteamiento y de puesta en práctica, fue el turno de consolidar el montaje de las jornadas mediante la expansión de estas durante la primavera-verano: repetición de las jornadas en torno a los espacios naturales de Puçol, inicio de un calendario acordado de exposición itinerante, coloquios en centros municipales de Puçol, artículos divulgativos explicando esta experiencia y, el más importante, el traslado adaptado de las jornadas a otros espacios naturales y sedes comarcales de Agró.

 

¿En qué consisten las tareas de aprendizaje-servicio en las jornadas? ¡Que no tomen una decisión medioambiental por ti!

Teniendo en cuenta el ratio de los participantes, la limitación de recursos didácticos y el paraje natural examinado, la jornada medioambiental constará de dos horas y media, donde se combinarán salidas al campo si es posible y sesiones de aula. ¿Cómo finaliza la actividad ApS? Con el nacimiento de un mural artístico convertido en la particular ficha médica de síntomas y soluciones en torno a la salud del paraje municipal examinado, el cual recorrerá simbólicamente distintos espacios públicos de la localidad, de manera consensuada con la concejalía de Medio ambiente. ¿Qué fomentamos? Influencia en el área local sobre la esencia de este proyecto y hacer visible la degradación del entorno natural más familiar.

Después de la bienvenida al grupo de participantes inscritos, y a lo largo de la primera hora y media, se realiza una exposición visual sobre la caracterización integral del paraje natural de estudio, una contextualización y un recorrido guiado por este. ¿Qué fomentamos? Introducción a una situación real, estimulación de primeras posturas y valores entre los participantes, repaso de los éxitos, reivindicaciones y medidas de conservación llevadas a cabo ya en el paraje.


A continuación, cada participante elige al azar una etiqueta con un síntoma a tratar a través de una lluvia de ideas, un abordaje artístico de las mejoras propuestas con la ayuda de monitores del taller. ¿Qué fomentamos? Poner en práctica aquello aprendido, resolución de cuestiones y dudas surgidas para estimular mayor creatividad.


foto 2.3 excursio
Itinerario botánico en el paraje municipal de La Costera (marzo de 2017). / Xavier Ponsoda

 

foto 2.4 treballs
Los participantes exponen sus creaciones artísticas, soluciones, en la jornada. / Xavier Ponsoda

 

En la última hora, tiene lugar la exposición en público de cada obra artística. ¿Qué fomentamos? Debate plural de las problemáticas del paraje y razonamiento reflexivo de las medidas ideadas. Después, votación de la medida ambiental con mayor calidad y la originalidad artística (categoría juvenil y adulta), donde los participantes recibirán un obsequio del estante de la entidad. La mañana acabará colgando el conjunto de creaciones artísticas del paraje natural (con el nombre, edad, localidad del autor y título descriptivo), en el mural de la Creatividad. ¿Qué fomentamos en esta ocasión? Fortalecer vínculos afectivos entre los participantes y responsabilidad social.


Recursos materiales y personales disponibles, ¿qué es La Costera de Puçol?

En l'Horta Nord, la sede comarcal de Agró posee desde hace años la custodia municipal del emblemático paraje montañoso de La Costera. Con una sala de exposiciones (Aula Natura) y una de multiusos (material didáctico), es el epicentro de las jornadas con la complementación de un itinerario botánico y un invernadero, entre otras instalaciones. Pero el más vital, es el tejido de una red interdisciplinaria, colaborativa, donde cada cual tiene un papel destacado: estudiantes, tutor académico de la UV, representantes del comité directivo de AE-Agró, miembros de la sede comarcal de l'Horta Nord, personal experto de otras sedes, concejalías de la administración local y el Gabinete de Comunicación y Cultura del Jardín Botánico de la UV.

Foto 2.5 aula natura

La Costera es un emplazamiento destinado a la organización de visitas y excursiones para conocer los valores naturales del paraje. Contiene Aula Natura, una nave restaurada por las escuelas-taller con una exposición didáctica permanente y un apartado para proyecciones puntuales. / Jose Aparici

 

¿El proyecto ha tenido reconocimiento social?

El conjunto de iniciativas de difusión desprendidas de Germinando tu Creatividad giran en torno a la toma de conciencia sobre la pérdida de la biodiversidad y la potenciación de las nuevas tecnologías, tanto para la transmisión de nuevos contenidos medioambientales, como para promover afecciones entre personas del ámbito local con preocupaciones comunes. La experiencia de aprendizaje-servicio ajustada a cada paraje natural debe de ser objeto de artículos divulgativos, programación cultural, crónicas en páginas web de Agró y la administración local o exposiciones itinerantes en espacios públicos. Además, alumnado del grado de Ciencias Ambientales por la UV se ha basado en este proyecto para la elaboración de trabajos de final de grado.

¿Y nuevas líneas de repercusión? Se encuentra en marcha la presentación de candidatura de Germinando tu Creatividad a los premios RAGALO convocados por la C(ApS)A y el SEDI de la Universitat de València en homenaje a Rafaela García López, por el impulso de las ideas pedagógicas de aprendizaje-servicio desde el aula. Además, también se prevé el coloquio del proyecto en nuevos cursos de la C(ApS)A, y debido a la buena crítica que ha despertado entre responsables de Agró, es probable que desemboque en el traslado de las jornadas a otras instalaciones comarcales o a otros parajes valencianos con problemáticas medioambientales similares como la marjal de Rafalell y Vistabella (Horta Nord) o l’Almardà-Almenara (Camp de Morvedre), con la Casa Penya como Centro de Recepción y Voluntariado de uno de los humedales valencianos más importantes.

Foto 2.6 casa penya mestre

Después de un pasado de abandono, desde 2013, AE-Agró de Camp de Morvedre tiene la custodia municipal de un antiguo secadero de arroz de gran valor histórico, la conocida Casa Penya. / IES Jorge Juan

 

Es esencial que las iniciativas mencionadas incidan en la población local y deben servir como un instrumento que relance un cambio de visión sobre el estado de los parajes naturales. Esa valoración del entorno debe de traducirse en una respuesta participativa mayor en las actividades organizadas por parte de Agró-Horta Nord en torno al marjal. No obstante, queremos ir más allá...

Sí, más allá, porque además del enriquecimiento de la programación cultural de las concejalías y su apoyo económico, Germinando tu Creatividad da pie a fortalecer una comunicación más activa entre ayuntamiento y ciudadanía, a promover acciones de participación ciudadana en la política medioambiental. Y es que un tratamiento opaco de esta origina un desconocimiento y distanciamiento social de sus parajes, y por eso alertamos de esta realidad desde la educación.


Un camino de dificultades, un camino de beneficios afectivos

Desde que empezamos el proyecto, hemos abanderado la idea de que una educación ambiental alejada de lo tradicional, lo obsoleto, es posible, mostrando las consecuencias de las malas prácticas y la prostitución del entorno. Compleja meta a conseguir, donde hay que preservar un flujo de información desde personal científico hacia la ciudadanía y, sobre todo, hacia los gobernantes. ¿El resultado? Estimular la adecuación de conductas frente a la gestión de problemáticas medioambientales mediante el conocimiento de los recursos naturales más cercanos.

Un conocimiento canalizado en una manifestación didáctica y artística que pretende incluir opiniones, curiosidades o incipientes soluciones ciudadanas sobre el entorno natural de estudio. Eso sí, los aprendizajes adquiridos no deben de limitarse a una simple reflexión filosófica del momento. Esta no debe de quedarse en el interior de las aulas, en las cocinas de casa, sino que debe impregnar los espacios sociales comunitarios y, por qué no, los medios de comunicación.


Foto 2.7 mural
Dibujos sobre causas sintomáticas y problemáticas representativas del Marjal dels Moros recogidos en el Mural de la Creatividad. / Xavier Ponsoda

 

Como no puede ser de otra forma, hay altibajos que surgen en torno a la organización y hacen falta adoptar mejoras, con la ayuda de Agró. Obstáculos como el replanteamiento metodológico del proyecto según las valoraciones de la dirección, cambio del horario de las jornadas y potenciación de la difusión para garantizar el éxito de participación, el desconocimiento de qué tipo de público recibiríamos, puesto que su convocatorias abiertas al público en general, y la consecuente readaptación del contenido de las exposiciones.

Todavía ha habido más: problemas informáticos en el Aula Natura, la sustitución de un árbol de la creatividad por un mural para facilitar su traslado o, en algunas ocasiones, no poder llevar a cabo la excursión al paraje puesto que no disponíamos de instalaciones docentes próximas y no podíamos perder tiempo excesivo en el traslado de los asistentes. Típico si partimos de que no habíamos organizado nunca unas jornadas de estas características...

A pesar de los puntos débiles del proyecto, desde la primera vez que pisamos la Casa Verda, se ha consolidado un ambiente de compañerismo a golpe de sesiones de trabajo que nos proporciona ilusión para continuar colaborando en los futuros proyectos de Agró, llenos de sensibilidad y de un esfuerzo muchas veces infravalorado socialmente. Y es que no desearía acabar la experiencia sin hablar de lo más importante: los beneficios afectivos, sobre todo con el grupo de Agró-Horta Nord, donde hemos compartido una caja de vivencias y anécdotas más allá de nuestra prioridad: denunciar la incertidumbre de los parajes naturales valencianos.

 

una reflexión final...

Sin pretender ser exhaustivo, el proyecto intenta ofrecer algunas pautas de actuación que tendrían que tenerse en cuenta a la hora de planificar y gestionar la protección de la biodiversidad de nuestro patrimonio natural. Es fundamental proteger no sólo una área determinada como pueda ser el perímetro del Marjal dels Moros, sino también su contexto (entorno físico, natural, social, económico...). Más que las cosas, hay que proteger los procesos, los corredores ecológicos, puesto que muchos se realizan a caballo de extensiones grandes a muy grandes (entre marjals, por ejemplo), por encima de la falsa creencia que proteger las pequeñas islas de natura rodeadas de un mar de explotación es suficiente.

Foto 2.8 saladar
Barrera física litoral que resguarda los saladares, cañizares del Marjal dels Moros de las inclemencias del Mediterráneo. Al fondo, a escasos kilómetros, las fábricas del puerto de Sagunt. / Jose Aparici

Foto 2.9 bandada
Bandada de patos en la Marjal dels Moros, catalogada como Zona de Especial Protección de Aves (ZEPA). / AE-Agró

 

El disfrutar de la naturaleza tiene que entenderse como uno de los varios derechos del ser humano, pero tiene que posibilitar una verdadera educación ambiental y, en ningún caso, propiciar un deterioro de aquello que se desea proteger. Es más, en la escalera de valores que esta educación tiene que inculcar a la ciudadanía, el bien común (la protección del entorno) tiene que estar por encima del bien particular (el entretenimiento en el entorno). La civilización del ocio está reñida con la conservación de unos parajes naturales recortados que, desde el punto de vista ecológico, son valiosos y necesarios por ellos mismos, pero que lo son así mismo, como fragmentos de un todo más extenso, al menos ante un futuro del entorno natural que necesita precisión de bisturí. Para acabar, me quedo con la esperanzadora afirmación de un niño de 10 años, participando de una jornada: “no sabía que la Marjal tenía tantos problemas, lo tenemos que curar”.

 

José Aparici

Graduado en Ciencias Biológicas por la UV y alumno de máster de Ecología Avanzada
He aprendido y crecido en diveros departamentos del Jardí Botànic, entre otras instituciones públicas. Me fascina el voluntariado medioambiental, la psicología, la historia, la natación y, entre nosotros, me sorprende como asciende el agua por capilaridad a lo largo de los troncos monumentales.