En un pequeño pueblo del norte de España, dos magníficos ejemplares de árboles singulares compiten por la atención de turistas y poetas. ¿Quién ganará? El mediterráneo ciprés que parece estirarse cada vez más para tocar el cielo con su característico porte columnar o la secuoya gigante, una especie amenazada que lleva el título de organismo vegetal más grande del mundo.       

Publicado en Plantas